Programa fronterizo amortiguó impacto del Covid-19 en el empleo

El programa de la zona libre de la frontera norte del país amortiguó los efectos negativos del Covid-19 en los estados de esta región, particularmente en el mercado laboral.


Por ejemplo, en julio, a nivel nacional se perdieron 3,907 trabajos asegurados en el IMSS, en términos mensuales, mientras de las entidades que generaron empleos, los mayores creadores de plazas laborales corresponden a la frontera norte: Chihuahua (13,960), Baja California (7,572), Coahuila (6,643), Tamaulipas (5,416) y Nuevo León (4,225).


Asimismo, en la conferencia matutina de ayer 3 de septiembre, del presidente Andrés Manuel López Obrador se adelantó que, en los primeros dos días de septiembre, los estados que más generaron empleos formales, en relación a agosto, fueron Baja California (6,612 trabajadores asegurados), Sonora (2,028) y Tamaulipas (1,114).


Sin embargo, la crisis económica de este año provocada por la pandemia evitó que el programa tuviera un mayor alcance, indicaron analistas.


“Durante el 2020 no se ha generado un impacto significativo, me parece que la recesión que se está viviendo, evitó que el programa tuviera un mayor efecto, es decir, acotó el alcance de este. En el 2019 si bien se favoreció cierto consumo y cierta producción en las áreas industriales, ese impacto marginal que existía, prácticamente el 2020 lo ha borrado”, comentó José Luis de la Cruz Gallegos, director del Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico (IDIC).


El Programa de Zona Libre de la Frontera Norte que lanzó el gobierno federal en enero de 2019 para 43 municipios de la región (sólo Baja California tiene a todos sus municipios), decretó reducir el Impuesto al Valor Agregado (IVA) a 8% y el Impuesto Sobre la Renta a 20%, así como homologar el precio de gasolinas con el de Estados Unidos y aumentar al doble el salario mínimo, llegando este año a 185.56 pesos.


De acuerdo con el Segundo Informe del Gobierno Federal, para este año se mantuvieron los beneficios otorgados a los contribuyentes de la región fronteriza norte del país.


Al mes de junio de 2020, los contribuyentes que optaron por el beneficio del citado decreto fueron poco más de 2,500 para el estímulo del ISR, y poco más 130,000 para el estímulo del IVA.


Con información de los contribuyentes declarada a junio, el IVA no cobrado por la aplicación del estímulo de la región fronteriza norte en ese periodo fue de 26,858 millones de pesos, mientras que el estímulo del ISR causado ascendió a 1,214 millones de pesos

Además, se obtuvo un aumento promedio de 6.7% en el total del ingreso de los trabajadores de la zona libre, respecto a los percibidos en el resto del país.


“Los beneficios (del programa) no son tan fáciles de identificar, ya que la región norte de nuestro país es la que cuenta con un grado de industrialización elevado, lo cual es evidente al hacer la comparación con el sureste, por ejemplo, y esto se traduce en un grado de desarrollo superior independientemente de la puesta en marcha de la estrategia de homologación”, destacó Héctor Magaña, especialista del Tecnológico de Monterrey.


Fuente: El Economista

  • Facebook - White Circle
  • Twitter - White Circle
  • LinkedIn - White Circle

© 2019 Trade Law & Custom Magazine

¡Suscríbete a nuestra lista de contactos
y no te pierdas ninguna edición!